Los médicos sostienen que las dietas libres de gluten que no fueron recetadas por especialistas pueden “ocultar un diagnóstico”. Al respecto hablamos con María Del Carmen Toca, médica especialista en gastroenterología pediátrica del Hospital Posadas.

CeliCo dialogó con ella en medio del Simposio Panamericano de la enfermedad que estuvo organizado por la Asociación Para el Estudio de Enfermedades del Intestino (AEDEI) en la UCA de Puerto Madero.

La celiaquía en niños

“Lo que más preocupa es el subdiagnóstico, que se nos pierdan niños celíacos que no estén diagnosticados, y el sobrediagnóstico, muchos llegan con dietas libres de gluten ya hechas porque los padres sospechan que las harinas les puede hacer mal cuando en realidad no tienen ningún diagnóstico confirmado”, explicó la Dra. Toca.

“Estas dos cosas no son buenas porque así es más difícil identificar la enfermedad, porque encima es una patología para toda la vida. Es importante que el paciente esté seriamente diagnosticado”, resaltó la especialista.

No es el hecho de poner una dieta y ver qué pasa. Eso oculta síntomas y hace desaparecer la positividad de los anticuerpos de la celiaquía. Terminamos no sabiendo si el paciente es o no es celíaco”, advirtió.

La pediatra le recomendó a los padres “que estén atentos a los  síntomas, está bien que piensen en la enfermedad, pero que consulten a un especialista antes de comenzar una dieta”, enfatizó.

Síntomas de niños celíacos

“La talla corta, o un niño que venía creciendo con buena velocidad y de repente se frena sin ningún tipo de explicación, afectaciones en la piel, diarrea, constipación, cambios de carácter, retraso en las menarca en caso de las mujeres (primera menstruación), retraso en la pubertad, entre otras cosas, pueden ser avisos de la enfermedad”, explicó la médica.

 

(Visited 1.125 times, 1 visits today)
Artículos Relacionados
Comentarios